INTERNACIONALES

19.sep.2013 / 10:33 am / Haga un comentario

Explica que mil piscinas fueron contaminadas por la transnacional estadounidense y que esta acción no quedará impune. “Ecuador es un país pequeño, pero con mucha dignidad”, asevera

 

 

Sucumbíos, Ecuador,  17 de septiembre de 2013 (VTV).- El presidente de Ecuador, Rafael Correa, muestra este martes al mundo “la mano sucia de Chevron” al visitar uno de los miles de pozos en la provincia de Sucumbíos (norte) contaminados por la empresa petrolera hace 30 años y que se niega a reconocer.

“Creen que con sus millones de dólares pueden cometer abusos y contaminar el planeta con total impunidad”, expresa  Rafael Correa al mostrar su mano con restos de petróleo dejados por la transnacional estadounidense.

“Hacemos un llamado a los ciudadanos del mundo a no comprar los productos de Chevron y pedimos a los accionistas a no ser cómplices de esta irresponsabilidad”, sostiene el presidente de Ecuador.

Puntualiza que Chevron ha contaminado mil piscinas en la Amazonía ecuatoriana que no han sido remediadas. Esta contaminación, precisa, pudo ser evitada con técnicas sofisticadas, pero no lo hicieron pues ello implicaba mayor inversión. “Todo está en función del capital y no de los seres humanos”, advierte.

Asevera que la lucha contra Chevron es titánica, pues esta transnacional pretende hundir a Ecuador con demandas millonarias argumentando que “la contaminación la realizó PetroEcuador cuando la petrolera ecuatoriana nunca tocó estos pozos (…) Utilizaron técnicas anacrónicas para envenenar nuestras tierras y llenarse los bolsillos”.

Enfatiza su llamado a Unasur, el Alba, grupos ecologistas y a todas las personas comprometidas con la humanidad a sumarse a esta batalla contra Chevron, debido al crimen ambiental que puede ser comprobada visitando la Amazonía.  “Ecuador es un país pequeño, pero con mucha dignidad”, asevera el mandatario.

El daño ambiental causado por la petrolera estadounidense es 85 veces peor que el derrame de British Petroleum, BP, en el Golfo de México y 18 veces más que el desastre de Exxon Valdez en Alaska, puntualiza Rafael Correa.

correamano.jpg
 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.